Mírame…

flama gemela

Mírame,

mas no con tus ojos.

Más bien,

ciérralos, para que mires

lo que Es…

Devélame,

sin tocar a mi piel.

Adivíname

sin imaginar lo que no Soy.

Retira al mar

de expectativas.

Mírame,

sin comparación alguna.

Sin el temor

que no te deja Ser…

Mírate,

en mi Ser y adivínate,

como jamás lo has hecho.

Serena y profundamente,

esta vez.