Nacer para morir…

El niño de Sarajevo

Pienso

y siento,

que aquí

se nace

para morir…

Vivo

entre armas

que escupen

saña.

Mi hogar,

de repente

se incendia

en llamas.

Me quemo

y me salvan.

Aprendo

que gana

quien más mata…

La vida

es una guerra,

un asesinato.

Mas cuando oro

y baja el Ángel

sé que Dios

me besa y acompaña.